Protección de datos sanciona a Facebook y Whatsapp por ceder información sensible

Tras el escándalo de Cambridge Analytica y las presiones de los organismos europeos, la Agencia Española de Protección de Datos ha interpuesto una sanción de 600.000 a Facebook y Whatsapp por cesión y tratamiento de datos de sus usuarios sin su autorización.

En concreto, la AEPD sanciona con 300.000 euros a cada una. En el caso de Whatsapp por comunicar datos a su empresa matriz Facebook, sin autorización de sus usuarios. Y en el caso de Facebook por el tratamiento de dichos datos para sus propios fines.

El regulador español, según el dictámen emitido hace unos días, da por probada la existencia de estas dos infracciones de la Ley Orgánica de Protección de Datos (LOPD). Y por eso ha multado a ambas empresas con la cuantía máxima correspondientes a estas infracciones graves.

En el caso de la sanción sobre Whatsapp, la AEPD considera que no se ha cumplido con las premisas del actual marco normativo, que exige que exista “un consentimiento libre, específico e informado del usuario”.

Los expertos consideran que se trata de una sanción bastante previsible, ya que el consentimiento usado por Facebook para la cesión de datos desde Whatsapp no cumplía dichas características. Por un lado, sólo ofrecía la posibilidad de oponerse a parte del tratamiento de los datos de carácter personal. Por otro, el aviso que se mostraba podía no resultar claramente visible para el usuario.

Ante este escenario, Whatsapp no podrá compartir datos de los usuarios con Facebook hasta que no cumpla con el Reglamento General de Protección de Datos (GDPR), que será de obligado cumplimiento en algo más de un mes.

¿Cómo valora la Asociación de Internautas la sanción de la AEPD?

Si bien es cierto que la Asociación de Internautas valora la sanción interpuesta por la Agencia Española de Protección de Datos, la considera “ridícula”. ¿Que por qué?

En su opinión, la cuantía de dicha sanción no se corresponde con el volumen del “asunto”. Vamos, que teniendo en cuenta la cantidad de datos y usuarios afectados y las dimensiones del negocio de ambas empresas, les parece insuficiente.

También añaden que la cuantía de la multa les parece ridícula dado el reiterado error cometido por las compañías con relación a la protección de datos… Sin ir más lejos el año pasado la CE (Comisión Europea) interpuso una sanción a Facebook de 110 millones de euros por no proporcionar la información adecuada cuando adquirió Whatsapp.

Eso sí, la Asociación de Internautas considera que esta sanción relacionada con la protección de datos es importante  tanto por su efecto mediático como por la llamada de atención para los internautas afectados en España.

Las consecuencias directas de la insuficiente protección de datos por parte de Facebook

No es ningún secreto que tras los últimos problemas con la protección de datos en sus plataformas, los usuarios se fían cada vez menos de Facebook.

New call-to-action

 

El pasado otoño, TheVerge.com llevó a cabo una encuesta en la que preguntó a 1.520 estadounidenses sobre su confianza hacía “la red social por antonomasia” y un 30% indicó que desconfiaba de su protección de datos.

Sin embargo, tras el último escándalo protagonizado por Facebook, otra encuesta esta vez realizada por Reuters, en la que se ha preguntado por lo mismo a 2.237 estadounidenses, concluye que el 51% no confía demasiado en la red social de Zuckerberg.

Pero no sólo eso, si la desconfianza está suponiendo un problema para Facebook, sin duda también lo está siendo sus pérdidas de 100.000 millones de dólares en bolsa en unas tres semanas.

Sin duda, todo esto hace que se pueda hablar de crisis. Crisis en la que no son pocos los que opinan que está pesando no sólo el escándalo en torno a la protección de datos, sino también (y mucho) el inadecuado manejo de la situación por parte de su líder.

Los últimos movimientos de Facebook en términos de protección de datos

Para intentar recuperar al menos parte de la confianza perdida, Facebook ha tomado un par de medidas que afectan directamente a la protección de datos:

  • La limitación del acceso de terceros a sus datos, empezando por las herramientas conocidas como “data brockers”. Éstas se encargan de recopilar datos de los usuarios de Facebook para incorporarlos a su sistema de segmentación publicitaria una vez cruzados con otras bases de datos. De tal manera podían proporcionar una segmentación de público más precisa y efectiva. ¿Y ahora qué? A partir de ahora Facebook impedirá a sus anunciantes seleccionar la categoría de segmentación “partners”, que consistía en utilizar a estos data brockers.
  • La simplificación de sus herramientas de privacidad para usuarios con tal de tranquilizarlos y disminuir la presión por el escándalo de Cambridge Analytica. ¿Cómo lo ha hecho? Ofreciendo la posibilidad de marcar lo que sus usuario quieren compartir (o no) de una manera mucho más fácil.

¿Tú qué opinas, crees que será suficiente para paliar la crisis de protección de datos de Facebook?

Al menos, con la entrada en vigor del nuevo Reglamento de Protección de Datos (GDPR) el próximo mayo, se prevé que la privacidad de los usuarios estará cada vez mejor garantizada.

Te asesoramos para obtener mejores resultados en tu negocio digital

LEE TAMBIÉN ESTOS ARTÍCULOS

Leave a Comment