Internacionalización de empresas | Marketing Increnta

La estrategia digital en la internacionalización de empresas

Internacionalización de empresas Increnta
Share on facebook
Share on linkedin
Share on twitter

La digitalización juega un papel crucial en el proceso de internacionalización de empresas. La expansión de una compañía en mercados internacionales es un camino mucho más seguro si se realiza tras consolidar una estrategia digital medible y escalable que ya haya dado resultados en los mercados nativos de la compañía.

Internet y los nuevos entornos sociales también son grandes aliados dentro de los procesos de internacionalización de empresas. Junto a sus objetivos estratégicos, los responsables de expansión de una compañía miden el comportamiento digital de potenciales clientes, competencia y resto de players. Esto les permite medir qué segmentos de mercado ya están siendo explotados y cuáles son las mejores oportunidades a la hora de asentarse en un nuevo país.

 

Claves del marketing internacional

Tras realizar ese análisis, las empresas necesitan fijar un plan de marketing internacional que cuente con un marco estratégico común que se despliegue de forma asimétrica en cada uno de los mercados internacionales atendiendo a sus necesidades de consumo, legislación, cultura… Esta metodología de crecimiento permite ahorrar tiempo y costes para alcanzar los objetivos de internacionalización de las empresas.

Esta es precisamente la estrategia seguida en los últimos años por SP Group, líder europeo en la fabricación de envases de packaging flexibles y sostenibles. Con origen en Córdoba, hoy cuenta con presencia en toda Europa con una red comercial dirigida desde España. Puedes consultar la estrategia digital que Increnta ha desplegado en SP Group descargando su caso de éxito.

 

Nueva llamada a la acción

La automatización del Marketing en la internacionalización de las empresas

Por su parte, la automatización de las acciones de Marketing resulta imprescindible para crear mensajes personalizados para los clientes y agilizar los procesos. Se trata de un punto realmente importante para poder realizar un correcto seguimiento de las acciones llevadas a cabo y controlar los procesos de manera exhaustiva. De este modo, podemos realizar un control de los resultados con vista a los objetivos que queremos alcanzar, pudiendo optimizar la estrategia en cualquier punto en el que se encuentre.

 

¿Qué tenemos que tener en cuenta para crear la estrategia de Marketing y Sales Automation? El primer paso es saber identificar dónde estamos, cuál es nuestro kilómetro cero; mientras que el segundo lugar reúne los pasos a seguir, por lo que tenemos que hacer. Centrándonos en este segundo punto es importante:

  • Estandarizar todos los procesos y las nomenclaturas de marketing y ventas a nivel global.
  • Realizar un seguimiento: centralizar los datos en una misma plataforma de automation y reporting.
  • Apostar por las plataformas globales y locales para optimizar los resultados finales.

 

La importancia de la omnicanalidad

La omnicanalidad es fundamental en el proceso de internacionalización de empresas. La omnicanalidad, o unificación de todos los canales, es clave para que un negocio pueda crecer a nivel internacional. Pero, antes de pensar en la táctica, audiencias o tecnología, ¿sabes qué se debe tener en cuenta y qué no? El plan estratégico de una empresa debe ser a 3-4 años vista, aquí no tienen cabida los planes a corto plazo. ¿Aspectos a tener en cuenta? La operativa, la logística y la adaptación del modelo de escalabilidad a las necesidades que requiera cada uno de los países. 

Dentro de la omnicanalidad, la integración es otro de los puntos clave, es decir, hablar de un único negocio y con un mismo lenguaje para los departamentos de ventas, negocio y marketing.

El fin de la omnicanalidad es ofrecer al usuario una estrategia unificada, independientemente del canal de venta o de comunicación a través del cual se comunique con nosotros. Así, debemos poder identificar a cada uno de los usuarios y garantizar una experiencia de compra única y unificada. Para conseguirlo, la omnicanalidad requiere de un esfuerzo tecnológico, de servicios y atención. Con ello se recogen grandes captaciones de información de los usuarios, de su comportamiento, con las que se pueden optimizar las acciones, personalizando el contenido dependiendo de sus intereses y necesidades, potenciando así los resultados.

En este punto se alcanza la omnicanalidad entendida como la personalización de los diferentes puntos de contacto a través de los cuales llegamos a nuestros clientes potenciales. Hablamos de crear una experiencia única en la que los contenidos estén personalizados al cien por cien con los gustos, intereses y necesidades de cada usuario, creando contenidos más virales y con más interacción.

 

Nueva llamada a la acción

 

Como ves, la digitalización de procesos puede llevar a tu empresa a vender en todo el mundo. Y tú, ¿quieres hacer crecer a tu empresa internacionalmente? ¡Únete al equipo de Increnta y hazlo realidad!

Si quieres volver a disfrutar del evento digital «Cómo la digitalización puede ayudarte en la internacionalización de tu negocio», ¡dale al play!