Redes sociales: la herramienta estrella para el sector de la alimentación

El 31% de los directores de empresas españolas del sector agroalimentario han destacado la importancia de apostar por las redes sociales, un elemento que consideran como el más relevante a la hora de comunicarse con los consumidores. Es una realidad, que el sector de la alimentación se está consolidando en el entorno digital, y los canales sociales cada vez son más importantes, no solo en la generación de imagen de marca, sino también en la venta directa de productos.

Según el informe: ‘Retos y perspectivas de la industria de alimentación y bebidas en España’, elaborado por KPMG en colaboración con la FIAB, Federación Española de Industrias de Alimentación y Bebidas, el futuro del sector estará marcado por la apertura a nuevos mercados exteriores, la rápida adaptación al ecosistema digital y la capacidad para aprovechar sinergias que faciliten una mayor eficiencia y eficacia de procesos (por ejemplo en la cadena de distribución).

Redes sociales y empresas del sector de la alimentación

La digitalización masiva de la sociedad ha provocado un drástico cambio en el comportamiento y hábitos de compra de los usuarios. Dentro de la industria alimentaria. Ésta digitalización social de la que hablamos estará marcada por 4 aspectos fundamentales, el precio del producto, la proximidad de las tiendas, el comercio online y los canales sociales.

Es una realidad que el ecommerce ha revolucionado la manera de comprar del nuevo consumidor, convirtiéndose en el medio elegido para adquirir algún producto o servicio, dentro del sector de la alimentación (un 32% de la población española, es decir casi 15 millones de personas utilizan la tienda online para comprar.

Pero sin duda, la gran transformación digital del sector de la alimentación se refleja en las respuestas relativas a la comunicación y la interacción con los consumidores. Los canales sociales han superado al marketing en el punto de venta, sólo elegido por un 30% de los encuestados, y a las acciones promocionales utilizando los medios tradicionales como la prensa o la televisión, acción sólo elegida por un 20% de los encuestados.

¿Cómo es el perfil del comprador de productos de alimentación a través de Internet?

Según un estudio realizado por Caprabo, el comprador online de productos de alimentación tiene el siguiente perfil:

• Mujer

• De 35 a 47 años

• Profesional en activo

• Hace la compra online una vez cada dos semanas

• Tiene niños pequeños

• Utiliza las redes sociales para informarse previamente de productos/precios/ofertas.

¿Cómo utilizan las redes sociales los principales supermercados?

1- Facebook

Es la red social que más cultivan los principales supermercados que operan en España. Los perfiles están realmente completos. El principal error que cometen la mayoría, Carrefour es el que mejor lo hace de todos, es centrar demasiado sus publicaciones en la atención al cliente y las promociones, dejando de lado el contenido de valor que tanto ayuda a este tipo de consumidor.

2- Twitter

Los perfiles de Twitter son utilizados pro la mayoría de supermercados para potenciar la atención al cliente, que debe de ser perfecta en este sector. En este apartado, ningún supermercado de los estudiados tiene carencias. A la hora de generar conversaciones y crear lazos y vínculos emocionales con los clientes, la situación cambia radicalmente (solo Supercor potencia esta faceta).

3- Pinterest

El verdadero suspenso de los principales supermercados que operan en España. Actualizaciones aburridas, muy distanciadas en el tiempo y completamente carentes de valor. En este apartado, las principales cadenas deben darse cuenta del potencial de las redes sociales de imágenes para compartir contenidos de valor (por ejemplo, imágenes de recetas que inciten a comprar un determinado producto que se quiere potenciar).

¿Qué es lo que más preocupa a los directivos del sector de la alimentación de los canales sociales?

Los principales riesgos derivados de las redes sociales que más preocupan a las empresas del sector son:

• Impacto negativo en la reputación de la compañía

Este apartado debe cuidarse como oro en paño. En la actualidad están proliferando los Community Managers picaros y ácidos (como por ejemplo el Twitter de la Policía Nacional). Cuidado, un comentario fuera de lugar, un chiste desafortunado,… puede acarrear consecuencias funestas.

• Ciberseguridad

Los dirigentes de las compañías de alimentación temen ser víctimas de ataques informáticos como la inyección de malware. Este tipo de ataques pueden generar un deterioro de la imagen de la empresa afectada.

• Inseguridad Corporativa

El mayor riesgo al que están expuestas las organizaciones son las propias personas. El mal uso de las redes sociales por parte de las personas que conforman la empresa también puede acarrear consecuencias negativas. Siempre que comento esto, me gusta recalcar un dato: Marcos de Quinto, presidente de Coca-Cola España, siempre defiende en sus conferencias, que su perfil personal es suyo, y no tiene porque afectar a la compañía a la que dirige. Yo soy de la opinión contraria ¿Qué opinas tú?

Implementar una estrategia en redes sociales en el sector de la alimentación online te permitirá generar vínculos y lazos emocionales con tus usuarios ¿Todavía no le sacas el máximo poder a los canales sociales? Rellena este formulario y uno de nuestros expertos digitales se pondrá en contacto contigo para diseñar un plan que te diferencie de tu competencia en el entorno digital.

LEE TAMBIÉN ESTOS ARTÍCULOS

Leave a Comment